Poesía en las recónditas aguas de mi esencia

$3.08 USD $9.00 USD

A mi corta edad he escrito 3 libros de poesía, pero sólo uno he podido publicar, y aun me falta mucho camino por recorrer.
Mi nombre es Jefry Starling Miranda Umanzor, nací el 2 de enero del 2002 en la ciudad De San Pedro Sula, Honduras.
Mi madre es Yuliza G. Umanzor Izaguirre, labora en limpieza de apartamentos, y mi padre Carlos Roberto Miranda, quien trabaja de operador de máquinas.
Me crié con mis padres en un barrio marginado, mis hermanos son Leskin David, Ceyli Yasary, Evelin Estefany y una sobrina llamada Lía Evangely.
Mi niñez la viví en color dorado, me encantaba jugar al futbol descalzo y a las canicas. Me obsesioné con la calle, pero cuando crecí me no me gustaron un par de detalles. Mi edad escolar comenzó a los 4 años en el kínder Mirtala Girón. Un año después, comencé mi primaria en la escuela Luis García Bustamante donde fui uno de los peores estudiantes con honores.
A los 11 años ingresé al Instituto Tecnológico de Administración de Empresas, INTAE, S.P.S. centro educativo en el cual gané un concurso de poesía y donde solamente pude hacer 5 años. No alcancé a graduarme ya que me mudé a los Estados Unidos. Cabe destacar que como estudiante nunca fui inteligente, pero era bastante aplicado y muy responsable. Me gustaba ayudar a mis
compañeros y muchos conaban en mí.
Actualmente curso la secundaria en el Instituto Klein Forest, Houston, TX, Estados Unidos, lugar que me ha dado una mano amiga y una nueva oportunidad de obtener lo que comencé en mi país.
Vivo con una tía y mi madre. El resto de mi familia se encuentra en Honduras. Llegué indocumentado, fue un viaje por tierra arriesgado y agotado, y hoy agradezco a familiares y amigos que me han apoyado. Mi mayor sueño sería ser escritor pero no solamente de poesía, sino que de novelas, guiones cinematográficos, política, etc. Mi mayor anhelo es ver el mundo diferente. Sin dolores, sin falsos amores. Un mundo completamente unido, lejos del rencor y el odio. Que ninguna bandera divida una frontera. Que nadie te juzgue por tu color de piel. Que el corazón haga reflexión, antes de dañar sin razón.
Que las guerras desaparezcan, que la miseria no exista en el diccionario ni en las mentes, que todos pensemos diferente, que el delincuente no mate más gente, que no hayan más presidentes indecentes, que en la vida todo se vea excelente. Sueño con el que no ha tenido nada, que algún día lo tenga todo. Simplemente deseo todo aquello que de verdad nos hará seres humanos. Simplemente quiero un mundo lleno de amor.

                             

 

Productos relacionados